Editorial Fass, S.C. a 27 agosto, 2018

La multinacional alemana informó que a medida que va creciendo la participación de las energía limpias y renovables en México, el almacenamiento de la misma es una de los principales desafíos del sector donde hay mucho potencial por avanzar, por lo que ofrecerá tecnología de vanguardia mundial al mercado mexicano para que los excedentes de energía no se desperdicien y potencializar esa generación.

 “Muchas de las energías renovables como la eólica, son impredecibles y dependientes de las condiciones climatológicas del día, por lo que es vital el almacenamiento del excedente de la energía para su posterior uso”, destacó Alejandro Preinfalk, vicepresidente para Siemens México y Centroamérica de las Divisiones de Energy Management, Mobility y Building Technologies.

Preinfalk explicó que al incorporar el almacenamiento de energía a través de la red eléctrica, los servicios públicos, comunidades e industria optimizarán sus inversiones en infraestructura, aumentarán la resistencia y flexibilidad de la red y acelerarán la integración de la generación rentable de electricidad renovable.

“El crecimiento de la energías eólica y solar que se está desarrollando en México se debe a que los costos de generación han disminuido, haciendo que estas tecnologías se vuelvan más competitivas”, resaltó Preinfalk.

En 2017, Siemens y AES se unieron para crear Fluence, una nueva compañía global de servicios y tecnología de almacenamiento de energía basado en baterías. A Fluence lo respaldan 48 proyectos globales que conforman un total de 463MW de almacenamiento de energía a través de baterías en 13 países, incluyendo el mayor proyecto de almacenamiento de energía basado en batería de litio-ion cerca de San Diego, California.

 “Siemens aporta su experiencia en aplicaciones de microgrid e islanding, tecnología híbrida renovable y capacidad de arranque, entre otras innovaciones, aprovechando su conocimiento de las necesidades energéticas del cliente como un fabricante líder mundial de equipos originales”, explicó el directivo.

Con ello, ofrece soluciones de almacenamiento de energía basadas en baterías con una escala de utilidad para una capacidad de pico flexible, servicios auxiliares como regulación de frecuencia, fiabilidad de transmisión, distribución y aplicaciones de integración renovable que datan de una década y representan varias de las mayores instalaciones de almacenamiento de energía en el mundo.

A nivel global se espera que el sector de almacenamiento de energía conectado a la red se expanda de una capacidad instalada total de hasta 28GW para el año 2022, equivalente a la potencia utilizada por 18.6 millones de hogares.

La tecnología Siemens ofrece a los grandes y pequeños clientes toda la gama de soluciones de almacenamiento de energía de vanguardia en más de 160 países, lo que acelerará la integración de las energías renovables en la red de energía del futuro.

admin_mundo2019
admin@mundoplastico.net